Sobre la tasa de interinidad actual

939

Tras reiteradas peticiones de este sindicato y a pesar de que existe una Ley de Transparencia que ampara nuestro derecho al acceso de datos estadísticos de interés, la Junta de Andalucía se ha negado en rotundo a compartir la información solicitada sobre interinidad, excusándose en que “no está obligada a darnos datos que requieran elaboración”.

Los datos solicitados se referían a número de docentes en activo a fecha del 2 de octubre, computando tanto personal funcionario de carrera, funcionarios interinos con vacante y funcionarios interinos con sustitución. Esta petición fue realizada de la misma manera en años anteriores que venía siendo respondida y resuelta hasta el momento, pero parece que el actual Gobierno andaluz tiene dificultades con el cumplimiento de la Ley de Transparencia.

Todavía no tenemos muy claro a qué se refiere en la Junta de Andalucía con la palabra “elaboración” que nos detalla en la negativa a darnos la información solicitada. Los datos solicitados son bastante claros y se espera que el empleador, en este caso, la Consejería de Educación, los maneje, ya que de ellos dependen las contrataciones y la liquidación de las nóminas. Por esto nos preguntamos qué ha podido ocurrir: ¿la consejería no tiene estos datos actualizados o es que simplemente nos está impidiendo nuestro derecho a la información? ¿Se trata de un problema de desorganización interna y falta de planificación o de obstrucción al acceso de información y violación de la Ley de Transparencia? Ambas posibles respuestas son preocupantes.

En CGT llevamos años elaborando estudios y comparativas con el fin de denunciar la situación del personal interino y las políticas de la Consejería de Educación contrarias a la estabilización del personal en sus centros educativos. Los últimos datos aportados por el Portal de Transparencia con fecha de 22 de febrero de 2022 (previos al concurso de méritos para la estabilización) nos indican que en esa fecha había 22291 docentes interinos con vacante y 7176 interinos sustitutos, un total de 29467, lo que suponía un 28,18% de docentes interinos del total del profesorado andaluz. Además, nos indicaban que el número de funcionarios en activo estaba en 75103 docentes. Si a esto le sumamos los nuevos funcionarios por estabilización y aprobados en las últimas oposiciones de 2023, son 9232 docentes. Tendríamos, entonces, 84335 docentes funcionarios a los que habría que restarles las jubilaciones que se hayan podido producir en este último año y que estimamos, basándonos en datos de años anteriores, en unas 2900. El cálculo nos daría un total de 81435 docentes funcionarios en Andalucía.

Por otra parte, si sumamos las 13091 vacantes informatizadas adjudicadas este curso 2023/24 y las 3814 vacantes que han sido adjudicadas en SIPRI durante el primer trimestre, nos da un total de 16905 puestos adjudicadas a profesorado interino.

Teniendo en cuenta nuestros datos recopilados en años anteriores, en los que hemos comprobado que los interinos con sustituciones están siempre alrededor del 25% del total de profesorado interino (interinos con vacantes + interinos con sustituciones), podemos afirmar que el número total de interinos en activo a diciembre de 2023 se sitúa en torno a 22540 docentes. Esto supone que hay unos 5635 docentes con sustituciones de manera activa en la fecha actual. Comprobando que el número total de sustituciones que se han cubierto mediante SIPRI en el primer trimestre del curso 23/24, que han sido 10475, no nos resulta un dato descabellado, ya que sabemos que un interino hace varias sustituciones en un mismo trimestre.

Todo esto sin olvidar, como venimos denunciando desde CGT, que ni mucho menos se están cubriendo las plazas necesarias, ya que son muchas las sustituciones a las que no se han dado cobertura ni sustituido y que SIPRI no funciona como debe, saltándose convocatorias, no publicitando gran número de plazas solicitadas desde los centros o simplemente retrasando los procedimientos.

Adjuntamos otro documento en el que incorporamos las sustituciones adjudicadas a través de SIPRI en el primer trimestre del curso 23-24. En comparación con el curso pasado no se aprecia una gran diferencia, pero sabemos, porque así nos lo han hecho llegar muchas compañeras y compañeros, que, en demasiadas ocasiones, al llegar a los centros se han encontrado con que la persona titular se había incorporado y han tenido que esperar a la siguiente convocatoria de SIPRI con el correspondiente perjuicio para la persona interina.

No hay más que echar un vistazo a los archivos adjuntos y solo con centrarnos en las especialidades más numerosas de secundaria, como Lengua castellana y Literatura con 510 vacantes menos o Matemáticas con 493, es fácil de entender el enfado y la impotencia de las interinas.

Si no son cuentas, son cuentos, dice el dicho popular, y está claro que en este caso, el relato del presidente Moreno Bonilla tiene más de fabulación que de aritmética.

Artículo anteriorCGT Enseñanza se suma a la concentración ante el Parlamento andaluz
Artículo siguienteNovedades (semana del 18 al 22 de diciembre)