La empresa, en el corazón de las aulas

376

Hace tiempo que venimos alertando del peligro de la entrada de multinacionales en los centros educativos, como hicimos con el acuerdo de la Consejería de Educación con Google y Microsoft. Abrir las puertas de nuestra casa y de nuestras escuelas al cibercapitalismo conlleva una serie de riesgos que no podemos ignorar.

Amazon Web Services (AWS) se ha colado hasta la cocina y ya está presente en 98 centros de Andalucía, como es el caso del IES VALLE INCLÁN de Sevilla. Hablamos de una empresa que no se caracteriza, precisamente, por tratar especialmente bien a su plantilla, como demuestran las huelgas y protestas llevadas a cabo de manera recurrente en España y en todo el mundo. Sus tentáculos se extienden con campañas de lavado de cara que hemos denunciado, continúan formando al profesorado y luego al alumnado.

Señor consejero, la educación no puede ser un negocio ni estar en venta al mejor postor.