La Consejería de Educación discrimina al alumnado de necesidades

359

Cualquiera que visite centros educativos andaluces escucha una y otra vez quejas por la falta de personal suficiente para atender al alumnado de necesidades específicas de apoyo educativo (NEAE).

Este déficit de PT, AL o PTIS es enorme y generalizado. Si ya era insuficiente el personal antes de la pandemia, con esta se han multiplicado o acentuado los casos que precisan atención especializada. Lo que no suele salir a la luz es el incumplimiento, que se ha generalizado, de dotar a los centros que dan servicio de aula matinal y/o de comedor con un/a monitor/a extra o de mejora en caso de que haya algún menor con NEAE.

¿Monitores de mejora? ¿Dónde están? No se ven

Según se desprende de la normativa referente al Plan de Apertura de los centros educativos de Andalucía y la relativa al apoyo a las familias andaluzas, aquellos centros con alumnado de necesidades específicas de apoyo educativo que asista al aula matinal y/o al comedor contarán con un/a monitor/a más para prestar esos servicios. Sin embargo, eso no se está cumpliendo, con lo que la Administración educativa contraviene sus propias normas. No hay justificación posible para una desatención así.

Algunos ejemplos donde esto ocurre: el CEIP Virgen del Carmen de Isla del Moral (Huelva), el CEIP Valverde y Perales de Baena (Córdoba), el CEIP Sotomayor de Cuevas de Almanzora, el CEIP Concordia de Campohermoso o el CEIP El Argar de Antas (Almería), el CEIP La Esperanza de Cantillana, el CEIP Malala de Mairena del Aljarafe o el CEIP Clara Campoamor de Bormujos (Sevilla), el CEIP Rectora Adelaida de la Calle de Málaga, el CEIP Santa Teresa de Jesús y el IES Doctor Francisco Marín de Siles o el CEIP Nuestra Señora de Belén de Noalejo (Jaén).

Por todo lo expuesto, desde CGT exigimos que se tomen las medidas oportunas para la incorporación inmediata de dicho personal en los servicios de aula matinal y comedor de forma que el alumnado que lo precisa reciba la atención que merece y no sea discriminado por una Administración insensible.